¿Cómo volver productivos suelos salinos y sódicos?

0
Share

Los suelos afectados por sales se distribuyen en más de la mitad de las tierras arables del mundo, siendo en su mayoría regiones áridas y semiáridas o suelos con napas de agua altas. Según SEMARNAT, en México alrededor de 1 millón de hectáreas están afectadas por sales debido a la expansión de fronteras agrícolas y aplicaciones indiscriminadas de agua de riego y fertilizantes químicos.

La salinidad y sodicidad se producen por un aumento del contenido de sales de los suelos, provocando una nula o escasa producción, sumado a problemas físicos (degradación de la estructura) y químicos (toxicidad) en los suelos. Al analizar los suelos, apreciamos un alto porcentaje de saturación de bases (calcio, magnesio, potasio y sodio) y valores de pH mayores o iguales a 7. Para caracterizar los suelos se utilizan las variables:

  • pH: sirve para establecer el nivel de acidez o alcalinidad del suelo.
  • Salinidad: Se mide con la conductividad eléctrica (C.E.) de la solución del suelo, estableciendo una medida indirecta del contenido de sal.
  • Porcentaje de sodio intercambiable (PSI): Muestra el grado con que el complejo de intercambio está saturado con sodio.
  • Relación de adsorción de sodio (RAS): Da una información comparativa de las concentraciones de sodio, calcio y magnesio en la solución del suelo.

Utilizando la CE, PSI, RAS y el pH del suelo, los suelos afectados por sales se clasifican como salinos, salino- sódicos y sódicos (Tabla 1).

Tipo de suelo Características CE (dS/m) PSI (%) pH RAS
Salino – Pobres condiciones físicas.

– Producciones bajas.

Mayor a 4 Menor a 15 Menor a 8,5 Menor a 13
Salino-sódicos – Dispersión de coloides.

– Baja infiltración.

– Improductivos.

Mayor a 4 Mayor a 15 Mayor a 8,5 Mayor o igual a 13
Sódicos – Dispersión de coloides.

– Improductivos.

Menor a 4 Mayor a 15 Entre 8,5 y 10 Mayor a 13

Tabla 1. Clasificación de suelos afectados por sales.

Recuperación de suelos salinos y sódicos

En suelos salinos, si la calidad agua de riego nos permite remover los excesos de sales y tenemos buenos drenajes, aplicando grandes cantidades de agua podemos desplazar del suelo a las sales sin necesidad de aplicar mejoradores químicos.

En suelos  salino-sódicos y sódicos el manejo y recuperación es más complicado, necesitándose primero reducir el nivel de sodio intercambiable y luego el problema del exceso de sales solubles. Uno de los métodos para la remoción del sodio del complejo de intercambio es aplicar ácido sulfúrico o azufre, produciéndonos una sal soluble de sulfato de sodio que es fácilmente lavable. Como ventaja de este método se disminuye el pH del suelo, sin embargo, el costo es más elevado que el aplicar otro mejorador como el yeso agrícola o zeolita. Un segundo método para desplazar el sodio del suelo es aplicar yeso agrícola o sulfato de calcio, produciendo un reemplazo de sodio por calcio, generando una sal soluble de sulfato de sodio fácilmente lavable. La dosis a agregar de yeso agrícola en suelos salinos y sódicos varía de 1 hasta 50 t/ha (para bajar 1 meq de sodio/100g de suelo a 50 cm. necesitamos aplicar 8 toneladas de yeso/ha.). Como desventaja debemos aplicar grandes cantidades de yeso por hectárea y la necesidad de realizar riegos para lavar las sales que se forman.

Inmediatamente debemos pensar, ¿Cómo aplicaremos tan grandes volúmenes de yeso? ¿Qué costo tendrá la inversión de mejorar el suelo?

zeolitech
Imagen 1: Secuencia de la rehabilitación de un suelo salino. 1) Estado inicial del suelo donde se observa sales en superficie y desuniformidad del cultivo. 2) Estado del cultivo luego de la primera aplicación de ZN, observando evidencias de recuperación. 3) Estado del cultivo luego de la segunda aplicación de ZN, dando evidencias de uniformidad y sin sales en superficie. 4) Panojas de sorgo al momento de la cosecha arrojando un aumento de 3 a 7 toneladas/ha.

Como alternativa a los métodos tradicionales, Zeolitech ha probado el efecto de la Zeolita Clinoptilolita Natural (ZN) en la mejora de suelos afectados por sales. La zeolita es una roca volcánica de alta porosidad que mejora las propiedades físicas y químicas de los suelos, reduce la pérdida de materia orgánica, nivela los pH de los suelos y reduce los riegos al retener humedad, entre otras ventajas. Al aplicarlas en suelos sódicos, el sodio se fija a la zeolita permitiendo que los nutrientes provenientes de la zeolita (calcio, magnesio, sodio y potasio) se liberen a solución. Analizando el suelo, algunos investigadores observaron que la CE disminuyó luego de aplicar zeolita, indicándonos que la concentración de sales fue menor debido a la fijación del sodio. Otros investigadores observaron que la zeolita impidió la acumulación de sales en la zona radicular, reduciendo el estrés salino de las plantas.

Desde Zeolitech, realizamos ensayos en suelos salinos donde se producía sorgo granífero. Aplicando 1 tonelada/ha de ZN distribuida en 2 aplicaciones, se aumentó la producción de 3 a 7 toneladas en el mismo ciclo del cultivo y a su vez se mejoró el problema de salinidad del suelo.

Como conclusión, este método nos permitió observar una  mejora integral del suelo sin aplicar un mejorador químico, complementado por la mejora de su capacidad de intercambio catiónico de forma económica, sustentable y ecológica.

 

 

Related Posts